Canal 7

XHSLV

USD: C:$ 18.45 V:$ 19.25 EUR: C:$ 20.12 V:$ 20.67
Clima: 31° - 10°
Instagram
Youtube
logo
tweet

Industria editorial destaca compromiso de García Cepeda con plan cultural del país.
FacebookTwitterWhatsAppGoogle+TumblrPinterest

Nota publicada el 5 de enero del 2017

México.- El presidente de la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (Caniem), Carlos Anaya Rosique, mostró su gusto por la designación, hoy, de María Cristina García Cepeda como secretaria de Cultura federal, en sustitución de Rafael Tovar y de Teresa, fallecido el pasado 10 de diciembre.

Explicó que la elección hecha por el presidente Enrique Peña Nieto le genera felicidad y esperanza para el crecimiento y desarrollo de la cadena productiva del libro en México, desde que un escritor crea una obra literaria hasta que un lector la adquiere ya en forma de libro en los diferentes puntos de venta dispuestos en el territorio nacional.

A Carlos Anaya Rosique le parece, dejó ver a Notimex durante una entrevista, que García Cepeda tiene pleno conocimiento y dominio del proyecto artístico y cultural que dio origen a la secretaría que desde esta tarde tiene a su cargo. “Dará continuidad a lo planeado, lo que permitirá que se consoliden los proyectos que dejó Tovar y de Teresa”.

Desde su posición de editor, la designación le parece “una decisión muy acertada” de parte del gobierno de la República por eso, a nombre de la Caniem deseó lo mejor a la funcionaria federal en su nuevo encargo. “Que su gestión sea todo lo mejor posible, para bien de la comunidad artística, cultural y sobre todo, editorial de México”, puntualizó.

En ese sentido, el presidente del organismo dijo no tener una petición en particular a la nueva secretaria, pues dijo saber de su integridad, capacidad como gestora y promotora cultural, y amplio conocimiento del quehacer que tiene encomendada la Secretaría de Cultura federal.

“Conoce la política de puertas abiertas y es un hecho que la mantendrá”, aseguró el entrevistado.

Además, añadió, María Cristina García Cepeda entiende cabalmente que el libro es materia estratégica dentro de la vida nacional y arma noble para el desarrollo de la sociedad. “Ella hará que la actividad editorial sea comprendida de esa forma por todos los sectores de la colectividad del país”, confió.

Carlos Anaya Rosique recordó que los tres ejes sobre los que gira su actividad al frente de la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana son hacer que la institución sea representante fiel de la cadena productiva del libro; dar reconocimiento al libro como medio de preservación cultural, y generar políticas públicas en torno a la cultura de la escritura en México.

Señaló que el plan de trabajo (2016-2018) que echó a andar tras haber sido electo por unanimidad como presidente de la Caniem cuenta con el apoyo de todos los agremiados, lo mismo que de las autoridades culturales del país, por lo que reiteró que no duda que García Cepeda de continuidad a los grandes proyectos trazados.

“Para posicionar a la Caniem como el órgano representativo de los editores en México, así como de toda la cadena del libro, ofrecemos los servicios que el gremio demanda”, dijo, y añadió que ya busca opciones, tecnológicas y de mercado, que sean adecuadas.

Y en ese marco, habló de desarrollar el Centro de Innovación, Desarrollo Tecnológico y Formación Profesional de la Industria Editorial.

El entrevistado, quien es vicepresidente Grupo Noriega Editores (empresa que entre otros sellos tiene a Editorial Limusa, Editorial Librería de Libros en Inglés, Noriega Editores y Ediciones Nori), busca mayor difusión y promoción del libro y la lectura, por eso lleva a cabo una campaña de promoción entre los agremiados para ir a más ferias, dentro y fuera del país.

Eso, acotó, sin descuidar que la relación costo-beneficio sea adecuada y aprovechamiento para el conjunto de empresas editoriales. “La industria debe jugar un papel destacado en las diversas ferias del mundo”, y en ese sentido delimitó dos campos de acción: las ferias de venta directa de libros y las ferias de venta de derechos, lo cual es de gran valor.

Con experiencia acumulada a lo largo de medio siglo dentro del sector público y privado, tanto en editoriales como en librerías, además de haber sido parte del Consejo Directivo y diversas comisiones de la Caniem, Anaya Rosique pugnó “por el reconocimiento de nuestra materia de trabajo como una actividad estratégica para el desarrollo cultural y económico de la sociedad”.

Buscar en CANAL 7

Suscríbete a nuestro boletín